lunes, 15 de junio de 2009

Iraq


La selección iraquí está viviendo un momento estelar. Tras proclamarse campeones de Asia, Iraq se ganó el derecho de disputar la Copa Confederaciones de 2009 ante las mejores selecciones del planeta. El equipo que dirige el entrenador más trotamundos de la historia, Bora Milutinovic, ha comenzado ha disfrutar este torneo en el partido inaugural que los ha enfrentado a la anfitriona, Sudáfrica. Creo que les pudo la presión y el empuje de los sudafricanos, que merecieron el triunfo a pesar de que estuvieron bastante desacertados de cara a la portería que defiende el buen guardameta iraquí, Kassid, que demostró bastante agilidad bajo los palos y salvaguardó en más de una ocasión el 0 en su portería.
Como digo, mucho le debió la selección iraquí a Kassid. Creo que a Iraq le faltó mucha salida de balón, demasiados balones perdidos a poco de recuperarlos, ... faltaba un futbolista que consiguiera llevar el balón a los delanteros ,que lograron acercarse a la portería sudafricana en muy contadas ocasiones. En 90 minutos tan solo un disparo a puerta, un dato pésimo.
De la selección iraquí puedo destacar pocas cosas que ayuden a pensar que dará problemas a nuestra selección. Es una selección muy joven (25 años de media, la de menos edad de la competición), juegan con el esquema típico del 4-4-2 y tratan de hacer un juego directo y rápido. Hay jugadores que lo intentaron en el primer partido, y algunos que tuvieron menos suerte pero que creo que tratarán de dejar huella en ésta competición.
Comenzando por la defensa, tengo que destacar al lateral Abbas. Éste es un fijo de Milutinovic. Defensa muy seguro, denota jerarquía desde el primer minuto de juego. A falta de un pivote que trate de sacar el balón jugado, sus compañeros le dan el balón por sus buenas subidas por la banda y sus precisos centros al área.
En el centro del campo tenemos a Nashat Akram. El volante de la selección iraquí, que acaba de fichar por el subcampeón holandés, el Twente, es un centrocampista de mucha calidad, aunque en el primer partido no le vi muy entonado. Es el encargado de dirigir el juego de Iraq, y de su mejoría en la competición pasan muchas de las esperanzas del conjunto de Oriente Medio.
En cuanto al gol, la responsabilidad recae claramente en dos futbolistas que son pilares básicos de ésta selección. Se trata de Emad Mohammed y Younis Mahmoud. Emad es el finalizador a la vieja usanza, el 9 del equipo. Me parece un delantero muy rápido y letal en el uno contra uno, creo que tratará de poner en apuros a Casillas si le llegan balones. En cuanto a Mahmoud, es el gran ídolo de Irak y el gran capitán del equipo. El dorsal número 10 es un delantero espigado, le he visto muy peligroso en el juego aéreo. También tiene un potente disparo, y se reparte la responsabilidad a balón parado con Akram.
Como bien ha comentado Mahmoud recientemente en sus declaraciones, sus paisanos están necesitados de alguna alegría, y igual que él estoy seguro de que los futbolistas que los representan por el mundo tratarán de ayudar a que estos días el fútbol les lleve un poco de ilusión. Su próxima cita es la misma que la nuestra: el miércoles 17 de junio en Bloemfontein, campeona de Europa contra campeona de Asia.

Bookmark and Share

2 comentarios:

Esteban dijo...

acordate la sorpressatta que dieron los iraquíes en los JJ.OO. de Atenas 2004, en plena invasion yankee a su país, ellos terminaron entre los 5 mejores de ese torneo de futbol.
saludos

Zinquirilla dijo...

Ojalá este milagro iraquí se hiciera también en el Betis xD

Un saludo.

Nuevo widget de Efe de Futbol. ¡Añádelo a tu página web o blog!

Publicidad

Agradecimientos y derechos de autor

- A todos los que leéis este mi humilde espacio de la blogosfera futbolera.
- A "goal.com" y "Google Images", que son los dueños de los derechos de autor y son las fuentes de las que obtengo los datos principales y las imágenes incluídas en mis artículos sobre fichajes.
- A mi familia y amigos que soportan mi obsesión futbolera.

Y si se me olvida alguien, que me perdone, ya lo incluiré cuando lo recuerde.
Gracias, sin vosotros no podría escribir este blog.

Fernando ("EFFEnberg")